A+ A A-

FRACKING, RUINAS Y TRISTEZAS

Un sistema conocido como fracking para obtener gas exige largas perforaciones verticales y horizontales, así como la inyección de agua química a presión para romper la roca, criterio destructivo equivalente a la voladura de la montaña en minería. Análiisis y propuestas de lucha.

Por Félix Herrero

Cuando Mick Jagger, coautor de la canción con referencia directa al fracking (*), encuentra ruina y la melancolía (Doom & Gloom) que vendrá después, da letra a la canción y se pone a la vanguardia de la conciencia antifracking, a la que empleados de las petroleras ahora denominan simplemente estimulación hídrica.

Las noticias sobre el fracking y Chevron, cómplice de YPF y del gobierno nacional en mantener secuestrado el texto del acuerdo para Vaca Muerta, siguen llegando sin pausa.

Mientras Chevron roba en Argentina, mal que les pese a ciertos funcionarios y algunos políticos que dicen lo contrario a lo que piensan, el fracking debe retirarse de la Cantabria española y, en Rumania, Chevron debe paralizar sus actividades de fracking.

Cinco o más son las formas e instrumentos que manifiesta el movimiento antifracking en el mundo.

Todas ellas se manifiestan en Argentina menos los plebiscitos electorales, porque seguimos siendo una democracia imperfecta, de carácter representativo pero lejos está de ser participativa.

Al pedido de que la aplicación de la técnica del fracking sea aprobada o rechazada por la población, las petroleras, los políticos que les responden y los funcionarios, que parecen empleados de ellas, ponen el grito en el cielo.

Las manifestaciones posibles que se me ocurren mencionar como método de lucha contra el fracking son las siguientes:

a) Normas decididas por los poderes administrativos y legislativos en todos los niveles (congresos, legislaturas, concejos deliberantes),

b) Recursos ante el Poder Judicial,

c) Sufragios populares,

d) Movimientos populares de reclamos y

e) Debate y esclarecimiento.

* Las acciones contra el fracking

a. Las leyes u ordenanzas han tenido desde Cinco Saltos en Río Negro un importante desarrollo, sobre todo en provincias como Neuquén, Entre Ríos, Río Negro, Mendoza, Santa Fe, etcétera. En estos momentos hay 30 municipios o partidos que han declarado o están en proceso de establecer la prohibición del fracking en nuestro país, con las consignas No Al Fracking, o Territorio Libre de Fracking.

b. Los recursos de amparo frente a la fractura de nuestro subsuelo también se han presentado en el país, sobre todo en Entre Ríos (Paraná y Concordia) y Neuquén. En el orden nacional son importantes los recursos introducidos por Pino Solanas con la asistencia de Alejandro Olmos, en los que pide la anulación del decreto 929 -publicado en el Boletín Oficial el día anterior al de la firma del acuerdo YPF/Chevron-; la juez se dirigió al gobierno de Neuquén para que le entregue el acuerdo Provincia/YPF, y el otro recurso, contra el secretismo del acuerdo YPF/Chevron e YPF/Dow está en espera de decisión en el juzgado a cargo del Dr. Enrique Lavié Pico. La importancia del segundo recurso lo señala el hecho de que el fordista CELS (Centro de Estudios Legales y Sociales) presidido por Horacio Verbisky lo toma como materia de estudio, aceptándolo de hecho como un leading case en causa judicial contra el fracking.

c. El plebiscito popular es el colosal instrumento democrático que utiliza gran parte de la población estadounidense para prohibir el fracking: más de 300 condados, ciudades o municipios han votado contra la aplicación frackinera. Sin duda, este derecho es el que debe conseguir el pueblo argentino, quien debe ser el principal decisor acerca de la aplicación de técnicas peligrosas para la salud, la soberanía y el ambiente. Mientras tanto, la discutida constitución nacional de 1994 queda como mero papel en el campo de los derechos de usuarios y consumidores.

d. Los reclamos populares son los únicos que el gobierno nacional y el de la provincia de Neuquén consideran de fuerte voluntad para el quebrantamiento del negocio del fracking. Los resultados electorales de octubre pasado son muestra de ello. Es precisamente en esta provincia donde los sectores sociales, como los mapuches, las universidades, los partidos políticos no oficialistas, como la dirección provincial de Proyecto Sur cuyo secretario es el histórico Ramón Negro Medina, el partido Libres del Sur, sectores radicales, movimientos de defensa del ambiente, del petróleo y la energía, fruticultores, productores agrícolas y laneros se han hecho oír y creado un nivel de conciencia popular que podrá retraer los ocultos contratos con las multinacionales petroleras.

e) La conciencia de la necesidad de obviar energías dañinas como el fracking, que alimentan el trabajo de intelectuales, políticos como los concejales en la Cuenca del Claromecó unidos con ediles del Uruguay, cineastas como Josh Fox en Estados Unidos (Gasland I y II), la criolla Guerra del fracking, músicos como los propios Rolling Stones, visitantes del Papa Francisco que muestra los emblemas antifracking son formas de la lucha que se multiplican, sin dinero pero con mucha esperanza. El debate y análisis de este tipo ponen en evidencia las mentiras que se usan para justificar el fracking, y así ahora se conocen como tales la introducción del doradismo, del burbujeo (muchos pozos y poco petróleo en cada pozo), la estimulación hídrica y los argumentos a favor de la inocuidad de los solventes utilizados para la fractura. La mentira en energía supera a los datos del INDEC: en plena crisis eléctrica las empresas afirmaban que daban pérdida. No obstante los papeles, ADR-Edenor tuvieron en 2013 una ganancia del 159% y su valor bursátil creció en 234%, segunda luego de la belga Indupa Solvay (El Cronista, Buenos Aires, 31 de diciembre de 2013). La operación suba de las tarifas es consecuencia de las pérdidas imaginadas del sector.

Volanta, título y bajada: Es abogado y economista, especializado en energía. En los '70, estuvo al frente de las represas de Yacyretá, Salto Grande y Corpus Christi. Es miembro fundador de Proyecto Sur. /Chevron roba en el país mientras la echan de Europa/ Todo lo que escuchó es condena y tristeza… Un profundo fracking para sacar el petróleo que no está en el pozo. Hay niños recogiendo todos los desperdicios del basurero. Me estoy quedando sin agua así que mejor vigilo el chorro. The Rolling Stones, “Doom and Gloom”, 2012, letra de M. Jagger y K. Richards

 Fuente: infobae.com